MOLA. Sostenibilidad fashion en Montevideo

Cinco días de workshops, charlas y desfiles en la segunda edición del evento uruguayo; la participación de la argentina Lucía Chain se destacó

La búsqueda de sostenibilidad en generación de materias primas, técnicas de producción, diseño, comunicación de marca y rol del consumidor: esa fue la línea que signó MOLA, el evento de Moda Latinoamericana que realizó, durante cinco días, su segunda edición en Montevideo.

Diseñadores, emprendedores, estudiantes, representantes del tercer sector y académicos de Uruguay, Argentina, Colombia, Ecuador y Chile principalmente, se reunieron para intercambiar saberes y experiencias. «Dentro del ecosistema de la moda es importante generar espacios de enriquecimiento mutuo a donde todos se ven empoderados», dijo Valentina Suárez, directora de la movida.

Durante los tres primeros días, con epicentro en el Centro Cultural de España, la seguidilla de charlas tuvo momentos claves en el Foro sobre diseño y creatividad, comunicación y negocio de moda y tecnología e innovación, con un continuo de speakers que abordaron tópicos vinculados a la moda sostenible como género, diversidad, patrimonio y equidad. La Conferencia Magistral estuvo a cargo de expertos en sostenibilidad a nivel global, se destacó la participación de Evelyn Mora, fundadora de Helsinki Fashion Week, la única semana de la moda sostenible.

En las dos últimas jornadas, centralizadas en la típica Plaza del Carnaval, el foco estuvo en el teñido natural y el upcycling -proceso de transformación de materiales de desecho en materiales nuevos. Las marcas de indumentaria de desarrollo sostenible participaron en la feria a cielo abierto con actividades llevadas a cabo por la sede montevideana de organizaciones como Fashion Revolution y el Club de Reparadores.

En la Gala, el desfile de cierre que se realizó junto con la premiación, CHAIN (la marca de Lucía Chain) fue la protagonista indiscutida. Presentó una mixtura entre dos colecciones; una inspirada en Corrientes, con conjuntos de lana y algodón teñidos con yerba mate y la otra («Salvaje Silvestre») en celeste y gris, teñida con porotos negros y repollo colorado.

La firma uruguaya-colombiana, Dolmen mostró prendas realizadas con excedente de telas sintéticas, hilados de algodón tejidos a mano y bordados con mostacillas recicladas. Las otras dos pasadas fueron por cuenta de los ecuatorianos Andrea Tello, joyera nacida en Cuenca, que realiza piezas a través de la filigrana, técnica rescatada de la cultura indígena, y Fabrizio Celleri con una colección en la que hace una relectura de las tradiciones de su país al utilizar crochet y lanilla de alpaca yuxtapuestas con otras texturas.

Argentina presente

Carla Andrea Escalera (de la marca CARLA ANDREA), diseñadora oriunda de Tierra del Fuego resultó ganadora en el rubro marca, con su colección genderless hecha con descarte de percal sabanero de una fábrica de Río Grande. Entre los estudiantes que se presentaron al concurso para fomentar el desarrollo académico, las elegidas fueron: Rocío Arredondo, de la Universidad San Pablo de Tucumán que tomó inspiración en la canción «Apocalíptico» de Calle 13 y realizó un saco, un mono y una mochila para mujer a partir del material de 11 prendas en desuso, y Florencia Panaro de UADE que también optó por la reutilización, aunque ella trabajó con denim y aluminio de envases tetra brik para diseñar prendas multifuncionales: un saco con dos cierres que permiten extraer la parte inferior y transformarlo en campera y una falda que también puede mutar en bolso.

Performance de Manifiesto

A metros de la Plaza del Carnaval y del reconocido Mercado del Puerto de Montevideo, se realizó el Manifesto Fashion. Modelos -de talles reales- vestidos por marcas uruguayas que trabajan con distintas técnicas sostenibles, como Cosa Nostra ( upcycling), Ekofusion (reciclado) y Cerrito de indios ( eco print), entre otras, irrumpieron entre los turistas para mostrar papiros que hacían las veces de pancartas; «Preservar y transformar», «Algo de vos llega hasta mí» e «Inspira el cambio», entre otras ¿El propósito de la intervención? Concientizar sobre la sostenibilidad dando cuenta que la moda no es algo extraordinario sino que es parte de lo cotidiano.

Medio siglo a mano

En su 50 aniversario, la marca Manos del Uruguay montó en el Museo de Arte Precolombino e Indígena (MAPI) una muestra que se puede ver hasta el 4 de agosto con madejas de lanas multicolores, agujas de madera y piezas tejidas. La puesta transparenta el proceso de producción desde la generación del material, las distintas maneras de tejer (a mano, a máquina manual y en telar) hasta llegar a la prenda. ¿El hallazgo? Las imágenes de John Lennon y la diseñadora Stella Mc Cartney vistiendo prendas de la reconocida firma uruguaya.

FuenteLa Nación
Compartir
Artículo anteriorLa moda sostenible ahora se enfoca en el factor humano
Artículo siguiente¿Qué es la belleza hoy?
María Eugenia Maurello es graduada de la carrera de Ciencias de la Comunicación Social y del posgrado de especialización en Sociología del Diseño, ambos por la Universidad de Buenos Aires. Ejerce el periodismo desde hace más de 15 años. Trabajó en los tres soportes (radio, gráfica y televisión) y también en medios digitales. Actualmente, escribe en el suplemento Moda y Belleza del diario La Nación, Revista VIVA y en los portales La Agenda BA y RedAcción. Produce y conduce el podcast “La Moda Dice” que se emite por Wetoker y por tercer año consecutivo dicta el taller de “Periodismo y Moda” en el Centro Cultural Ricardo Rojas de la UBA.

No hay comentarios

Dejar respuesta